miércoles, 8 de febrero de 2012

LAS DEMOCRACIAS


5. LAS DEMOCRACIAS
5.1 Concepto de democracia.
Si queremos definir la palabra democracia es relativamente fácil: Kratos
significa poder y Demos, pueblo. Es obvio que el término democracia no nos
sirve para entender la realidad democrática actual. O como dice Sartori44 si nos
referimos a la expresión literal de democracia, nos estamos refiriendo a los
sistemas y regímenes políticos en los que el pueblo manda. Pero, ¿Quién es el
pueblo? Y luego, ¿como atribuir poder al pueblo? Por ejemplo demos para
Aristóteles eran los pobres; para otros es el cuerpo entero de ciudadanos, o se
refiere a los muchos, a las masas, a las mayoría absoluta, etc., y luego la
expresión literal se vuelve más compleja cuando juntamos el concepto de
pueblo con el de poder. El poder es del pueblo en cuanto es el pueblo el que
propiamente lo ejerce, pero en la realidad no sucede así. Y sin embargo, las
democracias modernas existen, pero existen porque se ha entendido que el
problema de dotarlas de existencia comienza, exactamente, en donde el
planteamiento etimológico se agota.
Al afirmar que el poder es del pueblo se establece una concepción sobre
las fuentes y sobre la legitimidad del poder. Para este efecto, democracia quiere
decir que el poder es legítimo sólo cuando su investidura viene de abajo, sólo si
emana de la voluntad popular.
En conclusión, hay democracia cuando existe una sociedad abierta en la
que la relación entre gobernantes y gobernados es entendida en el sentido de
que el Estado está al servicio de los ciudadanos y no los ciudadanos al servicio
del Estado, en la cual el gobierno existe para el pueblo y no viceversa.
50 Sartori, Giovanni, Teoría General de la Democracia. Ed. Morata. Buenos Aires, Argentina.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 76
Bobbio45 en lo que llama una definición mínima de democracia, señala:
 La democracia está caracterizada por un conjunto de reglas que
establecen quién está autorizado para tomar las decisiones colectivas y
bajo qué procedimientos. Así pues, con el objeto de una decisión tomada
por individuos (uno, pocos, muchos, todos), pueda ser aceptada por una
decisión colectiva, es necesario que sea tomada con base en reglas que
establecen quienes son los individuos autorizados a tomar las decisiones
obligatorias para todos los miembros del grupo, y con qué
procedimientos.
Concepto de democracia que nos señala el Maestro Andrés Serra
Rojas.46
 La democracia es un sistema o régimen político, una forma de
gobierno o modo de vida social, en que el pueblo dispone de
los medios idóneos y eficaces para determinar su destino, la
integración de sus órganos fundamentales o para expresar la
orientación ideológica y sustentación de sus instituciones.
O bien la cita que nos da Pablo Lucas Verdú47
 La democracia es un régimen político que institucionaliza la
participación de todo el pueblo en la organización y el ejercicio
del poder político, mediante la intercomunicación y diálogo
permanente entre gobernantes y gobernados, y el respeto de
los derechos y libertades fundamentales dentro de una justa
estructura socio-económica.
45 Bobio Norberto, “el futuro de la democracia” edit. FCE, 1999, Pag. 24
46 Serra Rojas, andrés, “Ciencia Política” edit. Porrua, México 2000, Pps. 591-2
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 77
O también la muy famosa definición de Abraham Lincoln:
 La democracia es el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo.
Afirma Georges Bourdeau:
“La democracia es hoy una filosofía, una manera de vivir, una religión y,
casi accesoriamente, una forma de gobierno. Esto viene tanto de lo que es
efectivo como de la idea que se hacen los hombres cuando ponen en ella su
esperanza para una vida mejor. La amplitud y la densidad del fenómeno
entrañan el riesgo de paralizar su examen al obligar al observador a pasar sin
cesar de un plano a otro y a modificar al mismo tiempo sus métodos y los
valores que le sirven de centro de referencia”.
Jean Gabin nos dice que:
“La democracia es el régimen en el cual el gobierno del Estado es
ejercido por la masa de los individuos, ciudadanos, miembros del Estado, sea
cual fuere la forma en que aquéllos se encuentren agrupados, individual o
corporativamente”.
5.2 Las características de las democracias.
El Estado liberal no solamente es el supuesto histórico sino también
jurídico del Estado democrático, según Bobbio,48 por lo que respecta a los
sujetos llamados a tomar las decisiones colectivas, un régimen democrático se
caracteriza por la atribución de este poder, que en cuanto autorizado por la ley
fundamental se vuelve un derecho.
La regla fundamental de la democracia es la regla de la mayoría, o sea la
regla con base en la cual se consideran decisiones colectivas y por tanto
obligatorias para todos, es una característica esencial que nos señala que las
47 Verdú, pablo lucas. Curso de Derecho Político, ed. Tecnos, Madrid.
48 Op Cit, pps. 25, 26
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 78
decisiones aprobadas deben ser al menos por la mayoría. Ahora bien, si es
válida una decisión tomada por la mayoría, con mayor razón es válida una
decisión tomada por unanimidad.
Es indispensable que aquellos que están llamados a elegir a quienes
deberán decidir, se planteen alternativas reales y estén en condiciones de
seleccionar entre una u otra. Con el objeto de que se realice esta condición es
necesario que a quienes deciden les sean garantizados los llamados derechos
de libertad de opinión, de reunión, de asociación, etc. Los derechos con base
en los cuales nació el Estado liberal y se construyó la doctrina del Estado de
derecho, es decir, del Estado que no sólo ejerce el poder, sometido a la ley,
sino que lo ejerce dentro de los límites del reconocimiento constitucional de los
llamados derechos inviolables del individuo.
La democracia nació de una concepción individualista de la sociedad,
partiendo de la hipótesis del individuo soberano que, al ponerse de acuerdo con
otros individuos igualmente soberanos, crea la sociedad política. Sin embargo,
lo que ha sucedido en los estados democráticos es exactamente lo opuesto: los
grupos se han vuelto cada vez más los sujetos políticamente relevantes, las
grandes organizaciones, las asociaciones de las más diferente naturaleza, los
sindicatos de las más diversas actividades, los partidos de las más diferentes
ideologías y, cada vez menos los individuos. No son los individuos sino los
grupos los protagonistas de la vida política en una sociedad democrática. Es
decir, la sociedad real que subyace en los gobiernos democráticos es pluralista.
Nada es más peligroso para la democracia que el exceso de la
democracia, pero desde luego la característica de un gobierno democrático no
es la ausencia de élites sino la presencia de muchas élites que compiten entre
ellas para la conquista del voto popular.
Otra característica importante es que la democracia moderna nació como
método de legitimación y de control de las decisiones políticas en sentido
estricto o de gobierno propiamente dicho.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 79
También situación importante por la que atraviesa la democracia real es la
presencia del poder invisible (mafias, logias masónicas, servicios secretos no
controlados), que cada día más eligen a los elegibles por el pueblo y por ende,
ellos toman las decisiones, lo que nos está llevando la tendencia ya no hacia el
máximo control del poder por parte de los ciudadanos, sino por el contrario,
hacia el máximo control de los súbitos por parte del poder.
No es posible considerar la existencia de la democracia si no se le
entiende como una forma de vida. Y ésta no se produce sin la efectiva
existencia, en la realidad social, de las condiciones que a continuación
señalaremos:
 Realidad poblacional. Es necesario que los gobernantes perciban a la
población del Estado sin abstracción alguna y en su realidad, y a la
sociedad, como la efectiva dinámica de la convivencia humana.
 Constitución. Es la norma constituyente de un orden jurídico, o bien, el
conjunto de principios políticos que son consecuencia de un proceso
histórico que resulta ser la pieza clave del desarrollo del hombre y de su
comunidad.
 Justicia Social. Es un orden social justo. Esta condición requiere que los
órganos del Estado asuman la rectoría de la economía de la sociedad
para dar un equilibrio de oportunidades.
 Representación Política. Es necesario que los gobernantes sean electos
por los ciudadanos y conjuntamente formen una voluntad común sobre la
base del cumplimiento compartido de los principios constitucionales, su
forma de existir que le permite hacer efectiva la norma constituyente en
que se sustenta la unidad política.
 Autoridad legítima y vigorosa. Cuando los gobernantes respetan la esfera
de la autonomía de cada clase social, grupo e individuo la democracia se
presenta en la sociedad, porque, entonces los gobernados deciden a
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 80
través del voto su forma de vida. Este fenómeno sólo puede producirse
cuando gobernantes y gobernados están concientes de que la
constitución es la premisa de su convivencia.
 Sometimiento de los gobernantes al derecho. No puede construirse un
sistema democrático si los gobernantes respetan la legalidad pero no el
derecho. La distinción entre constitucionalidad y legalidad es
fundamental para diferenciar un régimen democrático, real de uno
aparente. El régimen de derecho significa igualdad ante la ley.
5.3 Formas de la democracia.
La democracia fomenta, respeta y garantiza la existencia de la libertad, por
este hecho, la democracia desde sus orígenes ha sido y sigue siendo un ideal,
ya que el uso abusivo del vocablo obliga a delimitar su alcance real que sólo
puede lograrse después de examinar los siguientes modelos democráticos que
marcan la historia de las instituciones constitucionales
5.3.1 Democracia directa.
Es aquélla donde el pueblo, reunido en asamblea participa sin
intermediación alguna en las decisiones políticas del Estado, en especial en la
aprobación de las leyes.
Es el sistema desarrollado en la Grecia clásica y en la república romana
a través de las centurias formadas por ciudadanos que votaban las decisiones
políticas y las leyes. El fenómeno se presentó con relativa facilidad en las
estructuras políticas mencionadas porque constituyeron ambientes propicios
para la aplicación del sistema descrito, debido al reducido número de personas
que formaban las ciudades. Sin embargo, no es posible calificarla como
democrática porque cuando funcionó, los ciudadanos formaban un grupo social
privilegiado y beneficiario, marginaba a la mujer y practicaban la esclavitud.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 81
En los estados, actuales no es posible que la ciudadanía participe
directamente en la elaboración de las leyes y en las decisiones políticas. Por
eso se considera que los ciudadanos son representados por las personas que
eligen para este fin (Diputados, congresistas, parlamentarios, asambleístas,
etc.), lo cual en la práctica resulta un mito, debido a que los representantes no
toman en cuenta al pueblo al momento de tomar sus decisiones, arrogándose el
derecho de decidir por ellos.
 La democracia directa: es aquélla en la que el conjunto de los
ciudadanos titulares de derechos políticos expresa de un modo inmediato
la voluntad suprema de la comunidad, correspondiéndole la aprobación
de las leyes y la toma de las decisiones más importantes del Estado.
5.3.2 Democracia representativa.
La democracia representativa es aquélla en la que la actuación del
principio democrático tiene lugar esencialmente mediante la elección periódica
por el cuerpo electoral de los órganos legislativos.
El autor Miguel Galindo Camacho, nos dice que:
 La democracia representativa consiste en que los representantes que
gobiernan lo hagan de acuerdo con la voluntad de los gobernados, para
que se cumpla la identidad democrática, lo que el propio sistema político
debe garantizar.49
Este sistema fue producto inmediato de las transformaciones suscitadas
durante el siglo de las luces. En 1789, al caer la monarquía francesa, los
diputados constituidos en Asamblea Nacional, tuvieron la convicción de
representar al pueblo y éste, la sensación de decidir las acciones de aquéllos.
49 Galindo Camacho, miguel (1969), Teoría del Estado,Eds. Mexicanos Unidos, S.A., México.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 82
En la democracia representativa la ciudadanía se significa por elegir en la
jornada electoral a las personas que integrarán los órganos que tienen a su
cargo modificar la Constitución, hacer las leyes y realizar reformas de éstas.
Pero una vez que se han integrado esos órganos los ciudadanos carecen de
vías para participar en la producción de normas. Debido a esto se han dado
diferentes representaciones políticas:
a) Representación política como mandato imperativo.
La relación existente entre los ciudadanos y los diputados que aquéllos
eligieron se entendió como el contrato civil de mandato, consistente en el
acuerdo de voluntades por virtud del cual una parte denominada mandatario
actúa en nombre y de acuerdo con las instituciones de la otra parte identificada
como mandante, de tal manera que a ésta se atribuyen los actos realizados por
la primera. Esto condujo a la necesidad de dotar al electorado de un mecanismo
para sancionar al mandatario que no cumpliera con su cometido. Se pensó,
entonces, que los electores podían revocar el mandato que habían otorgado,
medida que resultó tan impráctica como insuficiente.
b) Representación política como función autónoma.
Los representantes políticos son electos para trabajar con autonomía por los
intereses ciudadanos o por los de la nación. La representación política como
función autónoma, fue denominada por Duverger50 ”Mandato representativo”,
expresión poco afortunada porque la idea comprende la de representación.
c) Representación política como función constitucional.
Si fuera necesario sustentar la existencia de una representación política en los
gobernantes, convengamos en que no sería suficiente a través de las
declaraciones expresas contenidas en las constituciones. Sería igualmente
válido suponer la representación política conforme a nuestras preferencias
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 83
ideológicas. Para esclarecer este problema debemos tener presente que la
función de los gobernantes es aplicar el derecho o sea, las disposiciones
jurídicas que rigen sus atribuciones. Así, la única representación que pueden
ostentar es la del orden normativo, por estas razones, las constituciones suelen
obligar a los servidores públicos a jurar o protestar que en el desempeño de los
cargos respetaran la Constitución y las leyes que de ella emanan, como sucede
en las siguientes constituciones: mexicana, alemana y danesa.
5.3.3. Democracia semidirecta.
 La democracia semidirecta: es el sistema en el cual, a partir de la
existencia de las instituciones de la democracia representativa, los
ciudadanos disponen de vías que les permiten participar directamente
en el proceso de producción de normas generales (constitucionales y
legislativas).
La democracia directa es casi imposible de practicar frente a las grandes
muchedumbres de estos tiempos en que continua crecimiento y dominadas por
la pasión y el sentimiento de sus grandes carencias económicas.
El sistema representativo que funciona irregularmente en las naciones de
amplio desarrollo institucional, constituye una verdadera aberración en las
naciones subdesarrolladas, ante los tormentosos sucesos de estos tiempos la
democracia va sufriendo en su estructura los acomodamientos o revisiones que
los países se ven obligados a crear para hacer frente a las mismas
convulsiones que amenazan su integridad. De ahí que se piense que algunas
tomas de decisiones (para retomar algo de la democracia directa), sobre todo
para aprobar cambios a los pactos nacionales que pueden ser las leyes y
algunas decisiones políticas del Ejecutivo, se deben implementar instituciones
de la democracia semidirecta como las siguientes:
50 Duverger, maurice (1980), Instituciones políticas y derecho constitucional, ed. Ariel, Barcelona.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 84
 Iniciativa ciudadana: Mediante ésta, un número de ciudadanos
determinado por las normas correspondientes, pueden iniciar el
procedimiento de modificaciones constitucionales y de producción
legislativa ordinaria.
 Veto ciudadano: Permite a un número determinado de ciudadanos
denegar, en forma directa, disposiciones constitucionales, legales y
decretos específicos aprobados por los órganos legislativos.
 Plebiscito: Es la votación realizada por el electorado de una nación, de
una región o de una localidad sobre alguna cuestión específica. Durante
la época moderna, los plebiscitos se han realizado para conocer los
deseos de los habitantes de un país o una zona al determinar su
soberanía, convirtiéndose en un importante medio político de
autodeterminación para algunos pueblos o naciones.
 Referéndum: Práctica de someter un asunto al voto popular. En el
gobierno, el referéndum por petición parte de los electores y posibilita
que una ley propuesta sea sometida al voto popular antes de que entre
en vigor, por regla general se exige que un porcentaje determinado de
los votantes firme la solicitud que permita un referéndum. El referéndum
como opción se origina cuando un organismo legislativo desea pedir a
una mayoría específica del electorado que acepte una medida antes que
se haga oficial.
 Revocación popular de mandato: La falta de espíritu de servicio tanto de
los representantes y servidores públicos, los convierte en sujetos de
impunidad ante la indefensión del pueblo. La vigilancia del
funcionamiento de la administración pública por parte de los ciudadanos,
permite alcanzar un alto grado de democracia directa. El pueblo a través
del voto otorga mandato a los representantes políticos, por lo tanto, debe
ser el pueblo quien retire ese mandato cuando aquéllos han perdido
credibilidad.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 85
La democracia semidirecta es el sistema que representa el mayor grado
de desarrollo político que hasta ahora han alcanzado los estados
contemporáneos. La democracia semidirecta solamente puede darse cuando en
un Estado operan con eficacia las instituciones de la democracia representativa.
5.3.4 Democracia participativa.
Es el sistema de gobierno caracterizado por la participación de los
ciudadanos en el gobierno. Los ciudadanos deben tener una participación
informada y activa en el sistema de gobierno. La participación debe ser
permanente, comienza en la fase de planificación de un nuevo programa o
proyecto y continúa después de la ejecución, a fin de asegurar la efectividad del
proyecto o programa.
Se entiende por democracia, como hemos visto, el conjunto de
procedimientos mediante los cuales un grupo de personas elige a quienes lo
van a gobernar. Un grupo de personas al participar con su opinión y su acción
decide quién tomará la decisiones colectivas.
Hay quienes abogan por una democracia menos técnica y más
participativa. Por más participación y menos mecanismos jurídicos. Habría que
convencer a más de cien millones de mexicanos, muchos de ellos
profundamente apáticos en lo que a la vida pública se refiere para que
participen en la construcción de su país.
Cuando nos referimos a democracia participativa aludimos a que existe
una creciente parte de la ciudadanía que se involucra, de manera constante, en
asuntos locales e incluso en los nacionales que le son de interés: calidad en la
enseñanza, deterioro ambiental, entre otros muchos. Esos ciudadanos
presionan a las autoridades para actuar cada día, no sólo les dan o les quitan
su voto en tiempos electorales.
La democracia participativa debe tener como finalidad el aumento de las
opciones para que las personas puedan mejorar su vida. La democracia
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 86
participativa debe ser vibrante donde la política puede ser uno de los ejercicios
más apasionantes a los que los ciudadanos tengan acceso.
La participación democrática sirve para indicar a los dirigentes el camino,
aunque muchas veces el sendero es tortuoso y largo. Es decir, hasta qué punto
se está por evolucionar como sociedad hacia una etapa de desarrollo más
avanzada, donde la democracia, la participación, el compromiso de los sujetos
convertidos en actores sociales con su entorno, su comunidad puede ser la
salida a los añejos problemas de autoritarismo e intolerancia que durante tanto
tiempo se han mantenido en nuestros países.
Los movimientos sociales funcionan como los vínculos en donde la
participación ciudadana posibilita la evolución social, construida mediante el
diálogo, el consenso, derivado de la razón, y la búsqueda de la justicia y en la
persecución de los intereses sociales.
La conquista de espacios de participación social, la presencia constante
de movimientos de resistencia civil, la demanda de diálogo entre los distintos
grupos sociales es la vía por la que se construye una verdadero sistema
democrático, la tan celebrada ciudadanización de la política constituye un
camino alterno en nuestro viaje hacia la verdadera democracia. Pero este
proceso de ciudadanización, requiere de sujetos que estén dispuestos a luchar
por encima de todo por la justicia y la libertad de la comunidad.
5.3.5 Democracia social.
En el contexto de las ideas en que se sitúa la democracia social, los
derechos sociales son exigencias, le imponen al Estado una obligación “de
hacer”, es decir, de intervenir en la vida económica en representación de los
intereses de la colectividad y fomentar condiciones de vida que hagan posible
que los derechos del hombre puedan tener la efectividad y positividad que les
corresponde.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 87
Aseguran los propugnadores de la democracia social que el fin de ésta es
la libertad humana, porque intenta armonizar la libertad política con la igualdad
social y económica. La igualdad política tiende a completarse con la igualdad
social y económica, en un vasto proceso en el que la democracia opera en el
plano moral y material antes que en el formal. Es decir, pasa a gravitar como
régimen político, como concepción de la vida y del orden social y
accesoriamente como técnica gubernamental.
Los derechos políticos se completan con los derechos sociales, con la
seguridad social. La propiedad privada es objeto de limitaciones haciéndola
compatible con el bienestar social.
Según Andrés Serra Rojas,51 la libre empresa, la libre iniciativa, el
espíritu de lucro, la acción personal del hombre conquistando su propio
albedrío, el olvido de los sufrimientos sociales, las grandes carencias colectivas,
es un cuadro que aún está vivo, que pronto debe transformarse para
subordinarse a una democracia social. En la medida que este desarrollo se
perturbe o se retrase, mayores serán los sufrimientos sociales. Para entonces la
democracia será responsabilidad, seguridad social, control de fortunas, límite de
voracidad y clara vocación a la libertad social.
La auténtica democracia, la que exalta la libertad y la igualdad, la que se
propone atenuar las necesidades sociales, la que pretende el desarrollo de la
personalidad el hombre, la que no tiene otra justificación del poder que la
participación del pueblo, continúa su lucha para mejorar sus técnicas, depurar
sus ideales, precisar y defender los derechos sociales, los intereses colectivos y
subordinar siempre al interés social a cualquier otro interés egoísta.
La democracia social pugna por una sociedad socialista pero en el marco
del pluralismo y del respeto a los derechos humanos, procurando establecer
una democracia avanzada, con un vasto sector público, un amplio sector
privado y una sector social de cooperativas, de unidades colectivas de
51 Op Cit, pps 598-605.
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Pág. 88
producción y de empresas auto administradas. La experiencia nos muestra que
esta característica es en la actualidad la única solución para la democracia.
Dice Sartori52 que la democracia social tiende a “democratizar a la
sociedad, al contenido de justicia o equidad socioeconómica de las normas
emanadas del Estado”.
La democracia moderna nace con un vicio de origen al convertirse en un
sistema protector de los intereses, egoísmos y pasiones humanas, pero la
fuerza de la idea democrática ha permitido el revisar constantemente los vicios
que la envuelven y anteponerlos a la solución de los problemas sociales
básicos. El Estado democrático moderno se apoya en los principios del Estado
liberal. Pero ese le sustituye por la democracia social que es un concepto
elevado y noble porque es un régimen que no excluye a nadie que entrega a
una sociedad la responsabilidad de su propio destino y sabe reconocer los
valores de los demás grupos humanos.

Bibliografia:
Apuntes de Ciencia Política. Autor: Lic. Yuri Cerda Mendoza.
Compartir:

Páginas vistas en hoy

Archivo del Blog

Ultimas publicaciones

Articulo de hoy

Comparación entre sistema inquisitivo y el sistema acusatorio

Sistema inquisitivo En la historia del Derecho Procesal, encontramos dos sistemas importantes: El Acusatorio y el Inquisitivo que, con ...

Seguidores